TRÁGICO INICIO DE AÑO

*La comunidad asiática de Monterey Park, ubicado a pocos kilómetros del centro de Los Angeles se encontraba realizando un festival por el inicio del Año Nuevo Chino

Redacción/Sol Quintana Roo

Los Angeles, CA.- Un total de diez personas perdieron la vida y otras diez resultaron lesionadas tras ser atacadas por un tirador, quien hasta el momento sigue prófugo de la justicia, esto en el marco de las celebraciones por el inicio del Año Nuevo Chino o El Año Nuevo Lunar, en la avenida Garvey, Monterey Park.

De acuerdo con los asistentes al evento, un tirador, al parecer solitario, abrió fuego contra la gente que participaba en el festival celebrado la comunidad de Monterey Park, ubicado a pocos kilómetros del centro de Los Angeles, siendo este poblado un importante lugar de residencia de migrantes de origen asiático.

Las autoridades locales informaron que el agresor tenía en su poder una ametralladora con la cual abrió fuego, para posteriormente huir; sin embargo, pese a que se realizó un fuerte operativo de seguridad por las áreas cercanas no se logró dar con el responsable.

El agresor llevaba varias balas puestas en el torso, esto para poder recargar cuando se quedara sin municiones, además se informó que el ataque se inició en un local de baile, al filo de la medianoche, hora local de California.

Debido a la obscuridad los testigos dijeron que únicamente alcanzaron a observar cadáveres en el suelo, mientras el responsable seguía accionando su arma, al parecer de forma indiscriminada. Por otra parte, en imágenes difundidas en redes sociales se mostró a sujetos tirados en el suelo gritando de dolor.

Hasta el momento, no se saben las causas del ataque, por lo que no se descarta que esté relacionada con asuntos racionales y estén involucrados supremacistas blancos, así lo dieron a conocer las autoridades, quien informaron que seguirán investigando el caso, además que mantendrán una incesante búsqueda para detener al responsable de esta masacre.

Deja una respuesta

Botón volver arriba