SEGUNDO CAPO MÁS BUSCADO

*Considerado solo por detrás de Joaquín el “Chapo” Guzmán, como hombre importante del crimen

*En forma paralela a la captura del “Coss”, el gobierno desmanteló un grupo de sicarios del Cártel del Golfo

*Al asumir como jefe máximo del Cártel del Golfo, ya estaba fichado dentro y fuera de México

Ricardo Ravelo/Corresponsalías Nacionales/Grupo Sol Corporativo

(Segunda de cuatro partes)

Ciudad de México.- Cuando era solo una pieza del Cártel del Golfo, el “Coss” operaba en Tampico, Tamaulipas. Esa era su plaza principal. En otro tiempo tuvo a su cargo la plaza de Tapachula, Chiapas, clave en el paso de droga de Guatemala hacia México. Después comenzó a operar en el municipio de Miguel Alemán. Ahí se le conocía con varios alias: Además del “Coss” también le decían “Costilla”, “George XX” y “Sombra”.

Cuando fue capturado, el gobierno de Felipe Calderón festinó el golpe al Cártel del Golfo. En ese tiempo, el gobierno llevaba varios años sumergido en una guerra en contra del crimen organizado, pero particularmente contra el tráfico de drogas, la expresión más violenta.

En ese tiempo, Costilla Sánchez fue considerado el segundo hombre más importante del crimen, después de Joaquín el “Chapo” Guzmán, que encabezaba el Cártel de Sinaloa, entonces en etapa de construcción.

Casi en forma paralela a la captura del “Coss”, el gobierno desmanteló un grupo de sicarios del Cártel del Golfo. Fueron detenidos “Miguel N” –apodado el “Güero” –, Jaime “N” – el “Corona” y Ernesto “N”, este último, líder de una plaza a cargo del Cártel del Golfo.

En ese tiempo, el Cártel del Golfo ya había roto relaciones con Los Zetas, que habían iniciado a finales de los años noventa como un brazo armado conformado por exmilitares desertores del Ejército.

Cuando fue capturado Osiel Cárdenas, en el año 2003, en Matamoros, mediante un operativo realizado por el Ejército, quien asumió el liderazgo del grupo criminal fue Ezequiel Cárdenas Guillén, apodado “TonyTormenta. Pero su liderazgo duró poco tiempo: Murió en un enfrentamiento con las Fuerzas Armadas. Así fue como el “Coss” se hizo cargo del cártel.

Cuando Costilla Sánchez se convirtió en el jefe máximo del Cártel del Golfo, ya estaba fichado dentro y fuera de México: La Armada de México informó que el capo estaba relacionado con dos averiguaciones previas, integradas por la PGR, y dio a conocer que en Estados Unidos tenía una indagatoria en una corte de Texas.

Deja una respuesta

Botón volver arriba