ESTAFETA DE CORRUPCIÓN

*El empresario Nelson Alfonso Trejo Pérez salta de municipio en municipio, siempre buscando que se le otorguen proyectos, lo hizo primero en Othón P. Blanco, durante la gestión de Otoniel Segovia, luego en Tulum con Marciano Dzul y ahora en Felipe Carrillo Puerto

*La presidente municipal de Felipe Carrillo Puerto, Maricarmen Candelaria Hernández Solís le entregó un contrato simultáneo, primero para la construcción de bovedilla en las colonias Centro, Jesús Martínez Ross, Francisco May, Javier Rojo Gómez y Emiliano Zapata y luego para baños

*Son siete millones de pesos los que ha entregado el Ayuntamiento a este proveedor originario de Chetumal, aunado a que existe una segunda parte de este contrato, que curiosamente no se encuentra en ninguna plataforma de transparencia, pese a que se licitó

Redacción/Sol Quintana Roo

Felipe Carrillo Puerto. – A este ritmo y a este paso, la cabecera de municipal de Felipe Carrillo Puerto ya debería tener una infraestructura que es envidiada hasta por Dubai, lo malo de todo esto, no hay información que determine la veracidad de las afirmaciones realizadas por la alcaldesa, Maricarmen Candelaria Hernández Solís.

Una vez más se trató de la construcción de techo firme de vigueta y bovedilla (primera parte), para la cual se erogaron $5,573,865.28 (Cinco millones quinientos setenta y tres mil ochocientos sesenta y cinco pesos 28/100 M.N.).

De acuerdo con las especificaciones del número de contrato OP-FCP-FAISMUN23-LP-
18/2023, esta obra comenzó el 10 de agosto y concluyó el 7 de diciembre de 2023, período en que el proveedor Nelson Alfonso Trejo Pérez tuvo bajo su cargo el proyecto, que se efectuó en las colonias Centro, Jesús Martínez Ross, Francisco May, Javier Rojo Gómez, Emiliano Zapata, Constituyentes, Juan Bautista Vega, todas en la cabecera municipal de Felipe Carrillo Puerto.

Queda claro que con el nombre referido dentro de los documentos de la licitación, hubo una segunda parte, no obstante, dichos contratos no pueden localizarse en ninguna de las plataformas de transparencia, de ahí que se ignore si realmente existen o no, pero eso no es todo, pues en caso de ser afirmativo, ¿Cuáles son los datos generales de estas construcciones?

También, la primera parte no está del todo clara, pues no hay especificaciones sobre los materiales y la cantidad de estas, que fueron ocupadas para la realización de estas obras, así tampoco no hay mucha información sobre los generales del contratista.

Se sabe que Nelson Alfonso Trejo Pérez está registrado bajo el giro comercial de Construcción de Ingeniería Civil u obra pesada, además que su ubicación es la siguiente: Avenida Bugambilias, entre Pablo González y Emiliano Zapata, N.° 305-A, colonia Jesús Martínez Ross, Código Postal 77016, Chetumal, Othón P. Blanco, Quintana Roo, México.

Sin embargo, la labor de este prestador de servicios ha dado de que hablar, pero no por razones buenas, ya que se evidencia su negro historial, como cuando a mediados de 2022, la Zona Federal Marítimo-Terrestre (Zofemat) efectuó el número de licitación HAT/DGOYSPM/COPLP/020/ZOFEMAT-REM/2022, para tratar el tema sargacero.

En ese entonces, el director de la Zofemat, Melitón González Pérez firmó otro contrato, identificado con el folio HAT/DGOYSPM/COPLP/020/ZOFEMAT-REM/2022, con la persona física Nelson Alfonso Trejo Pérez.

Con este se garantizaba el equipamiento de infraestructura para el manejo y disposición de sargazo en la zona de transferencia de Playa Pescadores, por 747 mil 296.09 pesos; sin embargo, el contrato no fue transparentado en la Plataforma Nacional de Transparencia (PNT).

También se destinaron ocho millones 233 mil 573.70 pesos para la «construcción de una plataforma en el relleno sanitario para destino final y tratamiento de sargazo”, pero el contrato tampoco está disponible en la PNT.

Aunque el plan de detener el esparcimiento de esta alga sonaba en un principio una buena idea, lo cierto es que poco a poco se demostró que las acciones resultaron ser contrarias a lo establecido en un inicio, por lo que el total erogado por el ayuntamiento de Tulum, durante la época de Marciano Dzul Caamal fue prácticamente un desperdicio de capital.

De igual forma, aparece de nueva cuenta en Felipe Carrillo Puerto, demostrando que Trejo Pérez es uno de los empresarios favoritos de Maricarmen Hernández, pues casi a la par de este proyecto, se le entregó uno más, pero construir baños biodigestores.

Resulta interesante cómo de este contrato no hizo un video para alzarse el cuello, dejando la interrogante. De acuerdo con este mismo documento, la persona que resultó beneficiada con este contrato fue Nelson Alfonso Trejo Pérez, el mismo proveedor que fracasó en el manejo y disposición de sargazo en el 2022.

Asimismo, dentro de este contrato, se especifica que esta inversión sería para 10 familias, pero dentro del documento no existe ningún anexo que haga algún recuento de los beneficiarios o, al menos, las ubicaciones de los domicilios que resultaron favorecidos.

Adicionalmente, es importante hacer hincapié en que, según el documento, cada baño tuvo un costo cercano a los 200 mil pesos, precio excesivo para los estándares de estos baños, pues, este tipo de construcciones no son nuevas en los poblados de la entidad, y se sabe que realmente son cuartos de aproximadamente de 1.5 metros por 1.5 metros.

Deja un comentario

Botón volver arriba