El Pirulí: un asesinato impune

A treinta y seis años de aquel episodio, el asesinato de “El Pirulí” sigue impune

Corresponsalías Nacionales/Grupo Sol Corporativo

(Primera de seis partes)

Ciudad de México.— En el momento de esplendor más elevado, después de cosechar éxitos cantando boleros, Víctor Yturbe, mejor conocido como “El Pirulí”, fue ejecutado a las puertas de su residencia, localizada en Atizapán de Zaragoza, Estado de México, el 29 de noviembre de 1987.

El caso fue sorpresivo no solo porque en aquel tiempo las ejecuciones al estilo mafioso no eran tan frecuentes, como ahora, sino porque alrededor del personaje se desataron varias versiones que trataron de explicar las causas de su muerte.

Sin embargo, a treinta y seis años de aquel episodio, el asesinato de “El Pirulí” sigue impune.

La Procuraduría General de Justicia de la capital del país tuvo que cerrar el expediente porque ya no tuvo la colaboración de los familiares del cantante, lo que complicó el avance de las indagaciones, según la versión oficial.

Así, el caso nunca fue aclarado y ha pasado a ser una leyenda, pues alrededor de la muerte del cantante siguen circulando varias versiones, pero ninguna se ha aclarado.

De acuerdo con la reconstrucción que hizo la procuraduría capitalina, Víctor Manuel de Anda Yturbe —nombre real del cantante— decidió pasar aquel fin de semana en compañía de su familia debido a que el concierto al que asistiría, en un casino de Tijuana, Baja California, se suspendió.

Deja un comentario