DESAPARECEN EN GOBIERNO DE CARLOS JOAQUÍN 79.6 MDP PARA SERVICIOS DE SALUD

*Para el Ejercicio Fiscal 2020, el Proyecto de Presupuesto de Egresos del organismo Servicios Estatales de Salud del estado de Quintana Roo no se elaboró conforme a lo establecido en la legislación local aplicable

*Recupera la ASF 8,398.00 millones pesos de los Recursos del Fondo de Aportaciones para la Educación Tecnológica y de Adultos

*En el ejercicio de los recursos, el Gobierno del Estado de Quintana Roo infringió la normativa, principalmente en materia de la Ley de Coordinación Fiscal

Francisco Medina/Sol Quintana Roo

Chetumal.- En una revisión al Informe Individual del Resultado de la Fiscalización Superior de la Cuenta Pública 2020, el gobierno de Carlos Manuel Joaquín González, en Quintana Roo, desaparecieron 79.6 millones de pesos, que debieron ser destinados a los Servicios Estatales de Salud, según el Cumplimiento de las Disposiciones Establecidas en la Ley de Disciplina Financiera de las Entidades Federativas y los Municipios.

Así lo señala la Auditoría De Cumplimiento: 2020-E-23007-19-1630-2021 1630-GB-GF, realizada por la Auditoría Superior de la Federación (ASF), cuyo objetivo fue fiscalizar la observancia de las reglas de disciplina financiera, la contratación de los financiamientos y otras obligaciones dentro de los límites establecidos por el sistema de alertas, el cumplimiento de inscribir y publicar la totalidad de sus financiamientos y otras obligaciones en el Registro Público Único. Lo anterior, de conformidad con lo establecido en la Ley de Disciplina Financiera de las Entidades Federativas y los Municipios y demás disposiciones jurídicas aplicables.

De acuerdo con la ASF, el organismo Servicios Estatales de Salud del estado de Quintana Roo generó balances presupuestarios sostenibles; asimismo, no tiene la obligación de realizar el estudio actuarial de pensiones, en virtud de que los trabajadores de dicho organismo se encuentran afiliados al Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado al que le corresponde el pago de pensiones; sin embargo, no incluyó en su Presupuesto de Egresos las proyecciones de las finanzas públicas, considerando las premisas empleadas en los Criterios Generales de Política Económica, así como los resultados de las finanzas públicas, ambas con base en los formatos emitidos por el Consejo Nacional de Armonización Contable.

Aunado a lo anterior, no aplicó las variables para la determinación del capítulo 1000 “Servicios personales” enunciadas en la Ley de Disciplina Financiera de las Entidades Federativas y los Municipios; y se determinó un importe pendiente de aclarar por 79,692.3 millones de pesos por no presentar el destino y aplicación de los ingresos excedentes de libre disposición.

La Auditoría Superior de la Federación revisó el cumplimiento de las disposiciones establecidas en la Ley de Disciplina Financiera de las Entidades Federativas y los Municipios por parte del organismo Servicios Estatales de Salud del estado de Quintana Roo, así como la congruencia de la información financiera con la Cuenta Pública 2020.

La auditoría se practicó sobre la información proporcionada por la entidad fiscalizada, de cuya veracidad es responsable.

Para el Ejercicio Fiscal 2020, el Proyecto de Presupuesto de Egresos del organismo Servicios Estatales de Salud del estado de Quintana Roo no se elaboró conforme a lo establecido en la legislación local aplicable, en la Ley General de Contabilidad Gubernamental y en las normas que emitió el Consejo Nacional de Armonización Contable.

El organismo Servicios Estatales de Salud del estado de Quintana Roo incurrió en inobservancias de la normativa, principalmente de la Ley de Disciplina Financiera de las Entidades Federativas y los Municipios, debido a que no proporcionó el destino y aplicación de los ingresos excedentes derivados de ingresos de libre disposición por un importe de 79,692.3 millones de pesos, lo que generó recursos por aclarar de 79,692.3 millones de pesos.

La observación determinada derivó en la promoción de la acción correspondiente.

En relación con las reglas de disciplina financiera, el organismo de Servicios Estatales de Salud del estado de Quintana Roo atendió lo dispuesto en la Ley de Disciplina Financiera de las Entidades Federativas y los Municipios, en virtud de que generó balances presupuestarios sostenibles.

Sin embargo, se registró el incumplimiento del Sistema de Contabilidad Gubernamental, el cual no se encuentra alineado a las disposiciones establecidas por el Consejo Nacional de Armonización Contable y no aplicó las variables para la determinación del capítulo 1000 “servicios personales” enunciadas en la Ley de Disciplina Financiera de las Entidades Federativas y los Municipios.

De igual manera, en el Informe Individual del Resultado de la Fiscalización Superior de la Cuenta Pública, en el transcurso de la revisión se recuperaron recursos por 8,398.00 millones pesos, de los Recursos del Fondo de Aportaciones para la Educación Tecnológica y de Adultos.

Lo anterior, de acuerdo con la Auditoría De Cumplimiento: 2020-A-23000-19-1204-2021 1204-DS-GF, cuyo objetivo fue fiscalizar que la gestión de los recursos federales transferidos a la entidad federativa, correspondientes al Fondo, se realizó de conformidad con lo establecido en la Ley de Coordinación Fiscal, en el Decreto de Presupuesto de Egresos de la Federación para el Ejercicio Fiscal 2020 y demás disposiciones jurídicas aplicables.

La revisión comprendió la verificación de los recursos del Fondo de Aportaciones para la Educación Tecnológica y de Adultos (FAETA) aportados por la Federación durante el Ejercicio Fiscal 2020, al Gobierno del Estado de Quintana Roo, por 161,986.6 millones de pesos. La muestra examinada fue de 154,578.7 millones de pesos, que representaron el 95.4% de los recursos transferidos.

En la aplicación de los recursos transferidos, el Gobierno del Estado de Quintana Roo infringió la normativa, principalmente en materia de la Ley de Coordinación Fiscal, de la Ley de Disciplina Financiera de las Entidades Federativas y los Municipios, y de la Ley General de Contabilidad Gubernamental. Las observaciones derivaron en acciones que se promovieron ante la instancia de control correspondiente.

Al 31 de diciembre de 2020, el Gobierno del Estado de Quintana Roo comprometió la totalidad de los recursos ministrados y pagó 150,201.4 millones de pesos, que representaron el 92.7% de los recursos transferidos y, al 31 de marzo de 2021, ejerció el 100%; los rendimientos financieros por 44.9 millones de pesos fueron reintegrados a la Tesorería de la Federación.

En el ejercicio de los recursos, el Gobierno del Estado de Quintana Roo infringió la normativa, principalmente en materia de la Ley de Coordinación Fiscal, de la Ley de Disciplina Financiera de las Entidades Federativas y los Municipios y de la Ley General de Contabilidad Gubernamental.

Las observaciones derivaron en acciones que se promovieron ante la instancia de control correspondiente. El Gobierno del Estado de Quintana Roo, y en particular el Colegio de Educación Profesional Técnica del Estado de Quintana Roo, dispone de un sistema de control interno para prevenir los riesgos que podrían limitar el cumplimiento de los objetivos del fondo, la observancia de su normativa y el manejo ordenado, eficiente y transparente de los recursos.

Se incumplieron las obligaciones de transparencia sobre la gestión del fondo, ya que el Gobierno del Estado de Quintana Roo no reportó con calidad y congruencia, a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, la información remitida en el cuarto trimestre del formato Avance Financiero.

Deja una respuesta

Botón volver arriba