¡AMPLIA RED DE CORRUPCIÓN!

*Los cercanos a la alcaldesa de Cozumel, Juanita Obdulia Alonso Marrufo, son beneficiados con altos cargos en su administración, pese a no contar con el perfil ni el currículo solicitado, lo que ha causado enfrentamientos entre ella y el cabildo

*Carlos Isabel Mendoza Quijano, quien se desempeña como contralor municipal, no cuenta con un título universitario y tampoco ha ejercido en el servicio público; pese a esto, desde 2021 ostenta dicho cargo; a cambio, accede a realizar todos los desfalcos de la munícipe

*Otro ejemplo de ello es Bruno Esteban Díaz Solís, quien es síndico municipal, el cual en ocasiones discute con la presidenta municipal por sus decisiones arbitrarias, pero cuando se trata de los momentos importantes, prefiere desaparecer y la deja actuar libremente

Redacción/Sol Quintana Roo

Cozumel. – Sin importarle que muchos jóvenes se encuentren preparados para ejercer puestos públicos de alto nivel, ni que las propuestas que pueden dejar a la administración pública sean las mejores, la alcaldesa de Cozumel, Juanita Obdulia Alonso Marrufo prefiere contratar a inexpertos que solapen sus desfalcos en el municipio.

Pese a que no existe una regla para que aquellos que ostentan cargos públicos deban tener un grado de licenciatura o superior, lo cierto es que los votantes suelen ver esos detalles a la hora de entregar su sufragio. No obstante, es algo que le afecta a su imagen, porque da el mensaje de que por ser cercano a ella, se podrá acceder a un puesto en su administración.

Ejemplo de ello es Carlos Isabel Mendoza Quijano, quien se desempeña como contralor municipal, cargo que ostenta desde que Obdulia Marrufo ocupara el puesto edil en 2021.

Lo relevante de la información sobre este funcionario es que actualmente percibe un sueldo de $54,502.00 (Cincuenta y cuatro mil quinientos dos pesos 00/100 M.N.) mensuales, pese a contar únicamente con certificado de bachillerato, de acuerdo a la información obtenida por esta casa editorial.

Según especifican dichos datos, el cercano a Marrufo Alonso ha obtenido, en los dos años que lleva ejerciendo en el puesto, las siguientes cantidades anuales:

  1. Año 2021: Ingreso anual neto $840,000.00 (Ochocientos cuarenta mil pesos 00/100 m.n.) Actualización: 2021-11-06T00:00:00Z
  2. Año 2022: $229,310.00 (Doscientos veintinueve mil trescientos diez pesos 00/100 m.n.) Actualización: 2022-05-30T00:00:00Z
  3. Año 2023: $730,061.00 (Setecientos treinta mil sesenta y un pesos 00/100 m.n.) Actualización: 2023-05-29T00:00:00Z

También se especifica que es propietario de una vivienda que cuenta con una superficie de construcción de 64 m², y 64 m² de terreno, con un valor de adquisición de $300,000.00 (Trescientos mil pesos 00/100 m.n.) y con una suma total de $85,000.00 (Ochenta y cinco mil pesos 00/100 m.n.); además de que tiene televisiones y equipos de cómputo y muebles varios del hogar.

Otro cercano a Juanita Alonso, quien percibe cantidades estratosféricas por solamente ser su amigo, es Bruno Esteban Díaz Solís, el cual se desempeña como síndico municipal, por lo que percibe mensualmente de manera neta $59,621.38 (Cincuenta y nueve mil seiscientos veintiún pesos 38/100 M.N.), salario similar al de Carlos Isabel Mendoza Quijano.

Según se especifica en los tabuladores, Díaz Solís ha obtenido desde el mismo periodo, momento en que la munícipe accedió al cargo, las siguientes cantidades:

  1. Año 2021: $735,780.00 (Setecientos treinta y cinco mil setecientos ochenta pesos 00/100 m.n.) Actualización: 2021-11-26T00:00:00Z
  2. Año 2022: $856,882.00 (Ochocientos cincuenta y seis mil ochocientos ochenta y dos pesos 00/100 m.n.) Actualización: 2022-05-31T00:00:00Z
  3. Año 2023: $974,104.00 (Novecientos setenta y cuatro mil ciento cuatro pesos 00/100 m.n.) Actualización: 2023-05-25T00:00:00Z

Este sueldo, que, por cierto, sale del presupuesto municipal, es ganado por hacer nada e ir en contra de los intereses de la población; tal es el ejemplo de la Plaza del Sol, ubicada sobre la Quinta Avenida, frente al parque Benito Juárez, en la zona Centro de la “Isla de las golondrinas”.

La mala imagen que otorga este edificio es de abandono y para el turismo es demostrar el descuido en que se tiene al municipio; pese a esto, Esteban Díaz Solís simplemente “se lava las manos”, como buen Pilatos, y prefiere ignorar el problema.

Otra de las situaciones que afectan a la presente administración cozumeleña, se trata del conflicto de intereses, tal es el caso de las alianzas con la empresa Grupo Ingeniería y Arquitectura del Caribe S.A. de C.V., a la cual entregó 4 millones 424 mil 224, esto pese a incumplir un proyecto celebrado en 2007.

Y es que en aquella ocasión, los síndicos votaron a favor, excepto Díaz Solís, quien prefirió abstenerse y mirar hacia otra parte. Mientras, la “nueva administración”, tomando en cuenta que este dato es de 2021, cometía las mismas arbitrariedades que sus antecesores.

También, como se especificó con anterioridad, Carlos Isabel Mendoza Quijano, quien sólo cuenta con bachillerato, obtuvo un importante cargo por ser amigo y cercano a Juanita Alonso, lo que ocasionó la inconformidad del cabildo; pese a esto, la voluntad de la alcaldesa se impuso y mantuvo a su allegado en el puesto.

Además de que tampoco cumplió con el perfil para obtener dicho empleo, que solamente servirá para rellenar su currículo y buscar puestos más altos, pese a que, de acuerdo con la información lograda por esta casa editorial, nunca había estado en el servicio público.

Con estas acciones, se demuestra que sin importarle las violaciones a los reglamentos, Juanita Obdulia Alonso Marrufo le dará puestos fundamentales a sus cercanos, solamente si le ayudan a ocultar sus desfalcos y malas obras, pues mientras es vapuleada por la gente, ella prefiere hacer oídos sordos y busca enérgicamente la reelección. ¿Lo obtendrá?

Deja un comentario

Botón volver arriba